Porque la palabra importa

Buenos Aires 373, 3B, Neuquén capital, ARG. | +54 (299) 4482270 |  103.7web@central.uncoma.edu.ar

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

4,968 vistas totales, 2 vistas hoy

lmneuquen.com

 

Viernes 16 de agosto

Continúan los alegatos con la Querella representada por la APDH

Bruno Vadalá, en representación de la Asamblea por los Derechos Humanos (APDH) de Neuquén, y de Horacio German en particular (hermano de Juan, quien aún permanece desaparecido), alegó durante dos horas y media.

En la audiencia expuso las argumentaciones para un pedido de penas que “van desde los 10 a los 20 años, según el caso”.
“Se pidieron 20 años para quienes según entendemos fueron las máximas autoridades responsables en prácticamente todos los hechos: Reinhold y Castelli”, detalló a nuestra emisora. Asimismo, explicó que las otras penas fueron definidas por su parte teniendo en cuenta la cantidad de casos, responsabilidad, y función que cumplieron en cada uno de los imputados.

En consonancia con todas las partes acusadoras, también solicitaron la revocación de la prisión domiciliaria y de todos los beneficios y pensiones que perciben los represores.

El juicio continuará el 28 de agosto, con los alegatos de la Defensa. En tanto, el 4 de septiembre será el turno de las réplicas, y a partir de allí se espera se confirme la fecha para la sentencia.

 

 

http://spnqn.com.ar/juicio/

 

Miércoles 14 de agosto

Comenzaron los alegatos, con pedidos de pena para todos los represores

En primera instancia fue el turno de la Fiscalía Federal y la Querella representada por el Centro de Profesionales por los Derechos Humanos (CeProDH), que argumentaron en una jornada que se extendió por más de 12 horas.
A su turno, el fiscal Federal Miguel Palazzani ratificó que durante el proceso del juicio con la declaración de las víctimas y testigos “fue fortalecida la hipótesis acusatoria”.

Asimismo, Pallazani detalló que pidieron condena para todos los imputados “proporcionales a la gravedad del fenómeno delictivo que se está analizando”, y “el cumplimiento en cárcel común”.

Además, solicitaron que en lo inmediato sean revocadas las prisiones domiciliarias de quienes estuvieran en esa condición y que los acusados que permanecen en libertad sean detenidos inmediatamente.

El pedido de la Fiscalía fue de 20 años de cárcel para Oscar Lorenzo Reinhold, ex jefe de Inteligencia del Comando de la Sexta Brigada de Neuquén; y Néstor Castelli, ex titular de la Escuela de Instrucción Andina de Bariloche Néstor Castelli.

En tanto, para los ex miembros del Destacamento de Inteligencia 182, Jorge molina Escurra y Sergio San Martín, 18 años. Otros 15 para Jorge Di Pascuale. El pedido siguió con 10 años para el ex interventor de la Municipalidad de General Roca, Marcelo Zárraga; 8 años para el ex miembro de Inteligencia, Carlos Benavidez; y 6 para el ex comandante de Gendarmería en Junín de los Andes, Emilio Sachitella.

 

Por su parte, Natalia Hormazabal, abogada del CeProDH, solicitó condenas uniformes para todos los acusados, a prisión perpetua, “por considerar a cada uno de los imputados coautores del delito de genocidio”.

También, adhirieron al pedido de prisión común y revocación de la prisión domiciliaria para los acusados en esa condición, a lo que sumaron la solicitud para que se dé de baja cualquier tipo de pensión o beneficio que puedan estar percibiendo.
Asimismo, criticaron la ausencia de imputados de la Policía Federal en este tramo del juicio. Pidieron que se analice “las consecuencias que perduran en el tiempo: el exilio y la desaparición forzada”.

Carlos Benavídez, quien fuera oficial de inteilgencia (rionegro.com.ar).

 

Martes 13 de agosto

Los represores mantienen el silencio cómplice

Retomaron las audiencias en la sede de la mutual universitaria, AMUC, con las declaraciones de los acusados. No obstante, solo tres militares “hablaron”.

Negaron (como suele ser habitual en estos procesos) haber participado o haber sido cómplices de secuestros y torturas.

Mientras, los restantes cinco se negaron a hablar.

Bruno Vadalá, abogado de la Querella (de la Asamblea por los Derechos Humanos – APDH), precisó que dos sólo hicieron “una ampliación” de lo que ya habían declarado por escrito en etapa de instrucción. Recordó que sólo uno fue presencial.

 

 

En otro orden, adelantó lo que resta para el proceso. Dijo que para este miércoles 14 esperan “una jornada extensa” porque colocaron a todas las partes el mismo día, con los alegatos de la parte acusadora.

 

 

spnqn.com.ar/juicio/

 

Martes 30 de agosto

“Llegó el momento de la justicia, después de mucha injusticia y sufrimiento”

Fueron las palabras de Oscar Hugo Escobar, testigo y víctima de la última dictadura cívico militar. El hombre brindó declaraciones en la última audiencia testimonial del Sexto tramo del juicio contra represores por delitos de lesa humanidad ocurridos en la región.

Su caso se refiere a secuestro, torturas y privación ilegítima de la libertad, ocurridos en la ciudad de Bariloche.
El testimonio de Escobar tomó una relevancia especial porque sitúa a los imputados Marcelo Zárraga (ex interventor de la municipalidad de General Roca) y el teniente coronel retirado Néstor Castelli. Dijo que ambos participaron de interrogatorios en Centros Clandestinos de Detención.

A su turno, el abogado querellante por la APDH, Bruno Vadalá, evaluó la octava jornada del juicio, donde la mayor parte de los testimonios participaron a través del sistema de videoconferencia. Definió la herramienta como algo positivo, porque hay testigos imposibilitados de viajar, y a la vez lamentó que la comunicación no sea de buena calidad.

Confirmó que tres de los imputados harán uso de la palabra el próximo 13 de agosto, y que la etapa de alegatos comenzará el 14. Vadalá se quejó por el poco margen de tiempo entre las declaraciones y los alegatos.

Por último, adelantó que ya se habla de un séptimo tramo, pero no hay fecha de inicio.

 

http://spnqn.com.ar/juicio/

 

Lunes 29 de julio

Séptima audiencia: relatos del horror y el exilio

Durante la primera jornada de esta semana dieron testimonio Eduardo Ubaldino y su esposa, María Lujan Gómez. Ambos fueron víctimas de una persecución tan fuerte por parte de las fuerzas represivas que terminaron con un exilio en México, y se quedaron allí unos cuarenta años.

María de Luján Gómez declaró que lo que padecieron fue “por la persecución y señalamiento de ser ‘comunistas’ o ‘montoneros’, algue que nos impusieron los militares, con la complicidad de la sociedad civil de San Martín de los Andes, decidimos irnos del país”.

A su turno, el fiscal Miguel Palazzani valoró los testimonios del matrimonio, que hace dos años y medio regresaron a la localidad. Consideró que estos casos muestran el accionar coordinado de las fuerzas represivas, ya que en las sucesivas detenciones que sufrieron las víctimas entre 1976 y 1979 pasaron por dependencias de la policía provincial, Gendarmería, Ejército y del Servicio Penitenciario Federal.

 

 

En tanto, la abogada de la querella por el CeProDH, Natalia Hormazabal, sostuvo que es importante seguir incorporando testimonios. “El objetivo de este proceso es conocer la verdad histórica de lo que sucedió con nuestros compañeros”, dijo.

Respecto de la objeción de la Defensa a la incorporación del testimonio de Gabriela Vicente por videocoferencia (quien estuvo privada de su libertad junto a María Lujan Gómez y que declarará desde San Martín de los Andes) Hormazabal sostuvo que hay ciertos criterios procedimentales que no se pueden aplicar cuando se investigan hechos sucedidos hace 40 años.

 

 

Por último, teniendo en cuenta que en este tramo se trata el caso de tres trabajadores de prensa que fueron víctimas del terrorismo de Estado, en la sexta audiencia declaró el periodista Ricardo Villar, quien aportó elementos acerca de las condiciones para el ejercicio de la profesión durante la última dictadura. “Había censura y miedo, pero teníamos estrategias para comunicar la verdad de los hechos”, sostuvo.

Consultado sobre sus sentimientos al ver a los represores imputados, dijo que en aquellos años inspiraban temor, pero hoy quiere “que estén condenados y presos hasta cumplir su sentencia”.

 

 

 

http://spnqn.com.ar/juicio/

 

Martes 23 de julio

Declaró la última persona que vio a Juan Herman

Se trata de Miguel Ángel Dagostino, quien compartió celda con él durante casi un mes, en julio de 1977, dentro del centro clandestino de detención El Atlético (Buenos Aires).

En el marco de una nueva audiencia de testimonios, en este sexto juicio a represores, el testigo relató que buscó a la familia para contarles que estuvo con Juan el subsuelo de ese lugar, que funcionó bajo la órbita de la Policía Federal. El edificio se ubicaba en cercanías a la cancha de fútbol de Boca, y fue demolido para construir la Autopista 25 de Mayo. Además, Dagostino contó que ejercían más violencia contra Herman “por ser judío”.

 

 

El testigo remarcó la importancia de declarar en los juicios: “todo lo que se pueda saber es a través de lo que hemos sobrevivido, que hemos sido víctimas y que le estamos dando de alguna manera la voz a los que han desaparecido”.
Las audiencias se retomarán el lunes que viene.

 

 

spnqn.com.ar/juicio

 

Lunes 22 de julio de 2019

Herman: “Todos los días está ese dilema donde digo ´a Juan lo mataron´, pero no, hay algo donde no está muerto”

En la quinta audiencia del sexto tramo del juicio a represores en la región se trató el caso de la detención y desaparición de Juan Marcos Herman, un joven de 22 años que continúa desaparecido, y fue visto por última vez en el centro clandestino de detención El Atlético.

Su hermano y un amigo contaron lo que sucedió el día del secuestro, en San Carlos de Bariloche. Además, sumaron los testimonios de dos personas que participaron de la realización del documental “Juan, como si nada hubiese sucedido”, donde aparece una entrevista a Néstor Castelli, uno de los imputados en este proceso.

Luego, pasado el mediodía, hubo videoconferencias con algunas dificultades desde Bariloche y del consulado argentino en París. La querella repudió además la interrupción de la audiencia, porque a través de la pantalla el imputado Castelli (quien sigue las audiencias desde Comodo Py) apareció junto a su hija, haciendo gestos a la cámara.

El primer testigo de la jornada, Horacio Héctor Herman (hermano menor de Juan) contó en un emotivo relato como afectó a su familia el secuestro de su hermano, y que una vez le dijeron a su papá que lo habían fusilado en Buenos Aires pero nunca pudieron obtener más información. También explicó lo difícil que es entender que su hermano está desaparecido y no tener certezas sobre lo que le ocurrió.

 

 

En tanto, la sobrina de Juan (e hija de Horacio), María Herman, acompañó a su papá durante su declaración. Tiene 25 años y dijo que fue muy fuerte escuchar a su padre porque nunca pudo escuchar el relato “de corrido”. También dijo que lo recuerdan con alegría por fuera de todo lo que ocurrió en la última dictadura cívico militar.

 

 

Por su parte, la abogada del Centro de Profesionales por los Derechos Humanos (CeProDH), Natalia Hormazabal dijo que hay un velo en los casos de Bariloche, y que con el caso Herman se conoce que fue lo que ocurrió en la Patagonia.

 

 

La abogada también se refirió a la interrupción de la audiencia, cuando la hija de Néstor Castelli se acercó a la cámara en la videollamada de la Cámara de Casación Penal, e hizo muecas mientras la estaban nombrando. Dos testigos contaron que la hija del imputado se comunicó a través de las redes sociales para reunirse con ellos antes del inicio del proceso.

 

 


Por su parte, el abogado de la Asamblea por los Derechos Humanos (APDH) de Neuquén, Bruno Vadalá, se refirió a otro de los casos que se trataron, el secuestro de Oscar Escobar, militante del sindicato de Municipales de Bariloche.

 

 

Miércoles 19 de junio

Continúan las testimoniales en la cuarta jornada

El fiscal Miguel Palazzani repasó las declaraciones que se sumaron en la jornada de hoy, y que están relacionadas con los mismos hechos que se trataron este martes 18 de junio. Las palabras de Anibal Rubén Galay, amigo de Cristina Parente y del matrimonio Esteban-Oliva, aportó datos valiosos para la reconstrucción del caso.

Además, a partir del testimonio de Estela Maris Solana, a quien se pudo escuchar por videoconferencia desde San Martín de los Andes, comenzaron a tratarse dos nuevos casos. Se trata del secuestro y cautiverio en tres oportunidades del matrimonio Ubaldine y Gómez, una de las cuáles también la tuvo como víctima a Solana.

 

 

La jornada de hoy continuó con el testimonio de Oscar Olivera, una de las victimas de este tramo del juicio a represores. Él era concejal de la localidad de General Roca. Contó que el mismo 24 de marzo de 1976 disolvieron el Concejo Deliberante y que días después lo detuvieron.

 


También declaró por video conferencia Ernesto Cifredi, otro de los casos que se está ventilando en esta causa. Un mochilero que viajaba por Bariloche en enero del 1977 y fue detenido.

 

Oscar Livera (para http://spnqn.com.ar/juicio/)

 

Martes 18 de junio

Comenzó la ronda de testigos

La tercera audiencia del sexto tramo de juicio por delitos de lesa humanidad en la región inició con el testimonio de víctimas que fueron secuestradas y torturadas en Neuquén entre 1976 y 1979.

Los casos que se abordan con las declaraciones que se escucharán entre hoy y mañana, y tienen como protagonistas a periodistas que, pasados los tormentos, pudieron recuperar su libertad y relatar hoy todo lo que vivieron.

María Teresa Oliva fue la primera. Ella trabajaba en esa época como prensa en la Legislatura cuando ocurrió el golpe de Estado, y además era pareja de Enrique Esteban, corresponsal del Diario Clarín.

Tras el primer cuarto intermedio, el abogado de la APDH de Neuquén, Bruno Vadalá, dijo que el relato de Oliva “aporta muchísimo, porque se puede tener presente a una víctima y eso es muy importante para los jueces, para el público y para la reconstrucción de la historia”.

 

 

Por su parte, luego de una extensa declaración, Oliva habló con los medios. Destacó la solidaridad y compromiso de los periodistas neuquinos en la búsqueda y publicaciones de noticias en los diarios, sobre Enrique Esteban y el tiempo en el que estuvo detenido y desaparecido.

 

 

Natalia Hormazábal, abogada querellante del Centro de Profesionales por los Derechos Humanos (CeProDH), resaltó la importancia de los testimonios recolectados en la jornada. No sólo se refirió a María Teresa Oliva, sino también al de María Cristina Parente. Dijo que sus palabras reconstruyeron una historia de la que no se había hablado en los juicios por delitos de lesa humanidad anteriores: el rol de los y las periodistas durante la última dictadura cívico militar, y la persecución que sufrieron por parte de las fuerzas represivas y de los servicios de inteligencia infiltrados en los medios de comunicación.

 

 

http://spnqn.com.ar/juicio/

 

Martes 11 de junio

Los imputados se negaron a declarar y el martes 18 comenzarán las testimoniales

En la segunda audiencia estaba prevista la etapa indagatoria. Aún así, la mayoría de los represores prefirieron no hacer declaraciones y expresaron que hablarán en las próximas fechas. En la sala sólo estuvo presente el imputado Carlos Benavidez, y tal como en la apertura del juicio, el resto de los imputados siguió los acontecimientos por videoconferencia desde Comodoro Py y Campo de Mayo.

Asimismo, la defensa solicitó que Benavidez siga las audiencias que continúan desde la sala contigua. Sobre ésto el Tribunal Oral Federal N° 1 deberá resolver, y luego notificar a las partes.

La abogada del CeProDH, Natalia Hormazabal, dijo que le sorprendió la decisión de los jueves, que incluyó en la causa el ataque a la Casa de las Madres, ocurrido el pasado 28 de mayo y que fue relacionado con el inicio de este juicio.

Por su parte, el fiscal Miguel Ángel Palazzani expresó que no le sorprende que los imputados opten por negarse a declarar e informó que se incorporaran las indagatorias anteriores en la causa. Además, dijo que quedó claro que Reinhold tiene otras condenas en causas por lesa humanidad, ya que el imputado lo negó y el fiscal volvió a preguntar para que se rectifique.

El abogado de la APDH, Bruno Vadalá, recordó que los imputados tienen el derecho a no declarar y que eso no genera nada en su contra. Si bien detalló que pueden hacerlo en el curso del proceso, dijo no tener expectativas de que lo hagan. “El pacto de silencio es tan grande y tan profundo que lo van a seguir sosteniendo”, expresó.

 

Lunes 10 de junio

Comenzó el sexto tramo de juicio a represores en la región

El Tribunal Oral Federal N° 1 de Neuquén, integrado por los jueces Orlando Coscia, Alejandro Silva y Alejandro Cabral, escucharon la lectura de la acusación de la fiscalía y las querellas, representadas por el Centro de Profesionales por los Derechos Humanos (CeProDH) y la Asamblea por los Derechos Humanos (APDH).

De los ocho imputados de este sexto proceso, el único que estuvo presente en la sala fue el ex militar de inteligencia Carlos Benavidez. El resto escuchó al fiscal federal Miguel Palazzani, y a los abogados Natalia Hormazabal (CeProDH) y Bruno Vadalá (APDH) a través del sistema de videoconferencia. Ellos son: el ex jefe del Destacamento de Inteligencia del Comando de la Sexta Brigada de Neuquén, Oscar Reinhold; ex miembros de Inteligencia Jorge Di Pasquale, Jorge Molina Ezcurra y Sergio San Martín; el ex jefe de la Escuela de Instrucción Andina de San Carlos de Bariloche, teniente coronel retirado Néstor Castelli; el ex comandante de Gendarmería de Junín de los Andes, Emilio Sachitella; y el ex interventor de la municipalidad de General Roca, Marcelo Zárraga.

Las víctimas en este tramo son diez, tres de ellos periodistas. Un caso destacado es el de María Parente, quien se desempeñaba en el área de prensa de la Universidad Nacional del Comahue (UNCo), detenida en julio de 1976. También se juzgará el caso de Enrique Esteban (ex corresponsal de Clarín en Neuquén) y su esposa María Teresa Oliva, quien trabajaba en prensa de la Legislatura provincial. Ambos secuestrados en julio de 1978. Finalmente, los casos restantes son los de Fernando Ubaldini y María del Luján Gómez, Oscar Escobar, Oscar Olivera, Vicente Iantorno, Ernesto Sifredi y Juan Marcos Herman.

Noemí Labrune, miembro de la APDH de Neuquén, antes de ingresar a la audiencia remarcó que el inicio de esta etapa lleva dos años de retraso, y expresó la importancia de que comience y se sepa cómo funcionó el aparato represivo en la zona, puesto que los casos ocurrieron en San Martín de los Andés, Bariloche y Neuquén.

 

 

Por su parte, Natala Hormazabal, abogada del CeProDH, destacó de la importancia de llegar a un nuevo juicio en un contexto de “ataque a las libertades democráticas”. A su vez, reclamo la apertura de los archivos de última la dictadura cívico militar.

 

 

Por último, al finalizar la audiencia, el abogado Bruno Vadalá (representante de la APDH) coincidió en la importancia del inicio del juicio. Además, explicó la diferencia del planteo de las querellas se da porque el CeProDH enmarca los hechos bajo el concepto de genocidio y que la APDH en coincidencia con la Fiscalía lo enmarca como delitos de lesa humanidad.

 

 

Podés seguir la cobertura especial de nuestra emisora y a través del Diario del Juicio, cobertura del Sindicato de Prensa de Neuquén: http://spnqn.com.ar/juicio/.

Dejá un comentario

Cerrar
Los archivos de esta página están disponibles para descargar y difundir en otros medios de comunicación e instituciones educativas. En cada ocasión deberá quedar acreditada la propiedad intelectual de nuestra emisora y no se podrá modificar el contenido de los mismos.
Solicitamos a quienes accedan a nuestros programas y ciclos nos comuniquen, con antelación al mail 103.7produccion@central.uncoma.edu.ar o a nuestros teléfonos, el título, los días y horarios en los que se emitirán. 
Muchas gracias.